fbpx
jueves, julio 25

El impacto de Mamie Till Mobley


Este fin de semana se estrena es España «Till», coincidiendo con el Mes de la Historia Negra, una película que retrata uno de los períodos más trágicos pero transformadores del movimiento por los derechos civiles en los Estados Unidos: el asesinato en 1955 de Emmett Till, un chico de Chicago de 14 años que fue víctima de la racismo del sur de Estados Unidos mientras visitaba a su familia en Mississippi. 

La película, en la que Jalyn Hall interpreta al niño, también se centra en cómo la tragedia afectó a su madre, Mamie Till Mobley, interpretada por Danielle Deadwyler, y los grandes avances que hizo en sus esfuerzos para evitar que algo así les sucediera a otros hijos e hijas.

La historia de Mamie Till Mobley es uno de los relatos más fascinantes de la historia estadounidense del siglo XX y es uno que muestra cuán lejos llegará alguien para encontrar algo significativo en la tragedia. En los años posteriores al asesinato de su hijo, Till Mobley, cuya familia ayudó a amigos y familiares a encontrar un nuevo hogar en Chicago durante la «Gran Migración», pasó décadas promoviendo el cambio, liderando el movimiento de justicia social y educando a innumerables niños en el sistema de escuelas públicas y más allá.

Un ataúd abierto provoca un movimiento

Hay un momento crucial en el tráiler de TILL en el que a Mamie Till Mobley se le muestra el cuerpo de su hijo y se le pregunta si debería limpiarlo para el funeral, pero en lugar de limpiar sus heridas o realizar una ceremonia a ataúd cerrado, la madre afligida insiste en que el ataúd quede abierto para que el mundo pueda ver lo que le hicieron a su hijo. Esta escena increíblemente poderosa es una adaptación del funeral de Till en 1955, donde su madre permitió que los miles de dolientes vieran el cuerpo golpeado, ahogado y desfigurado de su hijo adolescente.

Después del asesinato de su hijo, Till Mobley llamó al Chicago Defender, un periódico nacional afroamericano, así como a publicaciones como Ebony y Jet, para que los reporteros asistieran al funeral y vieran la brutalidad por sí mismos. Y lo hicieron.

Después del funeral, en el que más de 50.000 personas acudieron a presentar sus respetos al joven, esos periódicos y revistas publicaron las fotos. La muerte de Emmett Till y la cruzada de su madre ayudaron a desencadenar el movimiento por los derechos civiles estadounidenses que conduciría a un cambio radical en todo el país en la década siguiente, y el impacto aún se siente casi 70 años después.

Llevando la historia de su hijo en un recorrido por 33 ciudades

Después de ver a su hijo enterrado y no recibir la justicia que merecía cuando los hombres acusados ​​de su asesinato fueron declarados no culpables, Mamie Till Mobley tomó su tristeza y rabia y los canalizó para contar su historia por todo el país. Según Dos días después del final del juicio, habló frente a 10.000 personas en una protesta en Harlem a la que asistieron algunas de las figuras más importantes del movimiento en ese momento. Pero esto fue solo el inicio de lo que vendría para la madre afligida y el ícono de los Derechos Civiles en ciernes.

Después de su discurso en Harlem, Till Mobley se fue de gira con la NAACP, que había organizado una serie de eventos para contar la historia de su difunto hijo y crear conciencia sobre casos similares que ocurrían en los Estados Unidos. Esta gira de un mes llevaría a Till Mobley a 33 ciudades en 19 estados donde habló sobre la muerte de Emmett y cómo la enfureció para hacer un cambio.

La gira fue un éxito, ya que ayudó a arrojar luz sobre la historia e inspiró a otros a hacer el cambio. Figuras como Martin Luther King, Jr. y John Lewis señalarían más tarde el impacto que tuvo la muerte de Emmett Till en el movimiento de derechos civiles.



Educando a los estudiantes de Chicago durante décadas

En los años posteriores a la muerte de su hijo, Mamie Till Mobley centró su atención en la educación. Publicó dos libros y comenzó a enseñar en el Chicago Teachers College en 195. Durante 23 años, Till Mobley enseñó a innumerables niños en edad escolar y mejoró su propia educación, obteniendo una maestría de la Universidad de Loyola.

Después de su muerte en enero de 2003, el Senado del Estado de Illinois adoptó una resolución en honor a su vida y legado, afirmando que Till Mobley ayudó a renovar el interés por lo académico y la autoestima de tres generaciones de niños en el sistema de escuelas públicas de Chicago. La resolución también llamó la atención sobre el trabajo de Till Mobley con su iglesia y la comunidad local.

La historia de Mamie Till Mobley es tanto de tragedia como de triunfo, y continúa siendo inspiradora con su mensaje de esperanza y cambio. Si puedes ver la película, no pierdas la ocasión de conocer una historia de lucha que se elevó sobre el dolor para construir una sociedad mejor.


SUSCRÍBETE A PREMIUM AFROFÉMINAS



Descubre más desde Afroféminas

Suscríbete y recibe las últimas entradas en tu correo electrónico.

Deja un comentario

Descubre más desde Afroféminas

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo