No te quejes y tira p’alante

‘’Pues tu no estarás preocupada por el coronavirus, que las personas negras no os enfermáis hombre’’-palmadita en la espalda y risita cómplice. Cuantas veces desde que ha empezado este proceso pandémico las personas negras y migrantes habremos escuchado frases como esta. Yo unas cuantas, y la verdad estoy harta.

Ver más No te quejes y tira p’alante

Mi nombre no es negra

Ten presente que no soy un adjetivo, soy un ser humano que tiene un nombre y apellido con el cual me identifico social, civil y políticamente; por ende, no tienes el derecho de llamarme NEGRITA, NEGROTA, NEGRA RICA, NEGRA BUENONA, MORENA, y en ningún momento me llames PERRA NEGRA.

Ver más Mi nombre no es negra

Fuertes, valientes y poderosas

Me llamo Siham y soy una mujer negra, africana, árabe, tuareg, musulmana y española. Son múltiples las identidades que me definen y todas ellas han marcado mi trayectoria y mi forma de ser, de actuar y de luchar. A lo largo de mi vida entre dos continentes he aprendido de muchas mujeres diversas, mujeres que también me han ayudado a definirme, a empoderarme y a crecer. Doy las gracias a todas ellas por lo que soy hoy en día.

Ver más Fuertes, valientes y poderosas

Cris Magaldi: “Es fundamental no negar jamás el color de piel ni de dónde viene una persona ya que ahí están sus raíces”

“Tengo dos pasaportes, dos tierras y dos madres. Alemania la asocio a mi madre adoptiva, porque ella, aunque fue dura conmigo, me preparó para la vida y no cesó de decirme ‘¡hazlo, tú puedes!’. Fue ahí donde descubrí mi fortaleza, mi independencia y que era una mujer capaz. Mi madre biológica, por su parte, al igual que Brasil, me parió pero no me ha acompañado a lo largo de mi existencia, así que no me conoce bien”.

Ver más Cris Magaldi: “Es fundamental no negar jamás el color de piel ni de dónde viene una persona ya que ahí están sus raíces”

El Cabello

. Que el día que llego el grupo armado al pueblo, el comandante venía con la información que esta mujer era novia de uno de los policías de la estación y que si ella no indicaba quien era, se atenía a las consecuencias. No sirvieron las suplicas ni el llanto de su amiga.

Ver más El Cabello

La patrona

No solamente la golpearon y torturaron por la escapada de la chica, sino que sentía cada golpe como venganza por ser ella lesbiana, por tener, lo que un hombre macho no podía tener.

Ver más La patrona

Yo también

Yo también he sido racista. No soy ajena al mundo en el que crecí. Empezando conmigo misma, reconozco que lo que más odiaba de mi físico era aquello que me recordaba mi afroascendencia. Odiaba mi piel, mis labios y, sobre todo, ese pelo que me hacía receptora de mil comentarios hirientes al día. Ese pelo que, aún así, me negaba a desrizar y, cuanto más grande se hacía mi resistencia, más crecía también el reto de echar abajo mi voluntad y demostrarme, química mediante, cómo blanqueando mi imagen estaría mucho más bonita

Ver más Yo también

«Racismo», pedagogía y la racistada del día

Hace un par de días, una empleada de Pans & Company se negó a servir a unos jóvenes marroquíes «porque su jefe no la dejaba» y les invitó a salir del local porque su mera presencia tampoco estaba permitida. Todas hemos visto el vídeo. Yo además, me he tomado la molestia de buscar la noticia en google, y en todos los titulares aparece la palabra «racismo» entre comillas (cuando aparece porque algunos ni se atreven a mencionarlo). Se acusa al establecimiento de racismo, pero porque lo dicen por ahí, ¿eh? Los medios que lo cuentan no lo creen así. Eso es lo que me dicen esas comillas.

Ver más «Racismo», pedagogía y la racistada del día

Pocahontas

“Grego” llega a mi cubículo ofreciendo sus joyas elaboradas en plata, con tejido de filigrana. Me llama la atención, ya que este tipo de tejido se ve a lo largo de todos los territorios colombianos donde hubo asentamientos de afros.

Ver más Pocahontas

Dignidad

Llego como de costumbre a prestar mis servicios de asesoría jurídica al Centro Local de Atención a Víctimas del Conflicto, y ella ya está esperando con el turno #1 a ser atendida por mí. Es una mujer de 27 años de edad, viste un pantalón ancho de bolsillos a los lados, camiseta de un equipo de futbol.

Ver más Dignidad

Reconocer el privilegio

El privilegio es tener más acceso al poder, a los recursos y a las oportunidades, solo por ser europea, tener la piel blanca, ser cisgénero, de clase socioeconómica alta, sin discapacidades, o también por ser hombre o ser heterosexual

Ver más Reconocer el privilegio

Oreo

yo no podía dejar de sentir un vacío porque por mucho que me alisara el cabello o escondiera mis senos, nunca sería igual a mis compañeras; yo trataba de ser como los demás en sus propósitos y conducta pero al mismo tiempo las personas señalaban que soy diferente,

Ver más Oreo

El Viaje (I): La captación

Debo de decir que contar esta historia me va a costar mucho. Es la historia de Fatoumata, quien salió hace años de su país de origen y lleva años en su país de destino. Es la historia de Fatoumata, pero podría ser la historia de Marie, Esperance, Mariam, Yvette, Caroline, Marceline, Khadi. Es la historia de estas valientes, guerreras, luchadoras, leonas y tigresas que dejan su casa, su familia, su historia para emprender un camino cuyo final suele desconocerse. Es la historia de un viaje hacia una pesadilla disfrazada de sueño.

Ver más El Viaje (I): La captación

Madre

Quiero empezar este texto, contando que este trabajo con víctimas del conflicto armado, me ha hecho ver las pequeñas cosas, aquellas a las que solo prestamos atención, cuando en algún artículo de superación personal, o yo que sé, nos dicen que somos ricos por tener todo lo sencillo y lo simple, en nuestras vidas.

Ver más Madre