Un grupo de extrema derecha acusa a la NASCAR de racismo contra los blancos y sexismo contra los hombres

BRISTOL, TENNESSEE – NASCAR

Se está poniendo difícil para los que nunca han enfrentado la desigualdad sistémica pero quieren desesperadamente sentirse oprimidos. Es por eso que America First Legal, un grupo legal de extrema derecha liderado por Stephen Miller, exasesor de Donald Trump, afirma que la NASCAR, (una de las competiciones más blancas de los Estados Unidos) es en realidad racista contra los hombres blancos estadounidenses. Increíble.

America First Legal (AFL) está solicitando a la Comisión de Igualdad de Oportunidades en el Empleo de EE. UU. que investigue a NASCAR por “discriminación ilegal contra los varones estadounidenses blancos”.

La NASCAR fundó algo llamado el programa Drive For Diversity en 2004, cuyo objetivo era ofrecer oportunidades a las comunidades marginadas. En su forma actual, NASCAR invita a unos 20 pilotos de diversas comunidades de entre 14 y 26 años a participar en su “combinado”, donde NASCAR evalúa las diversas habilidades de sus competidores, incluyendo habilidad para las carreras, aptitud física, habilidades de comunicación, aptitud para los medios, experiencia y otras.

El programa suele estar compuesto por entre seis y diez conductores a la vez; Luego, NASCAR brinda a esos conductores entrenamiento, tutoría y desarrollo. Los más destacados están invitados a competir con Rev Racing, que es esencialmente el brazo de competencia de D4D que compite en un puñado de series diferentes afiliadas a la NASCAR.

Drive For Diversity también inspiró otros programas, incluido un programa diverso de desarrollo de equipos de boxes, un programa diverso de pasantías y un programa diverso de proveedores, todo con la intención de elevar a candidatos capacitados de posiciones marginadas a un deporte que históricamente ha estado dominado por hombres blancos del sur.



De hecho, la NASCAR tenía profundas raíces sudistas y los pilotos negros tenían serias dificultades para integrarse. El primero que ganó una carrera menor de la NASCAR vio cómo se retrasó la proclamación de su victoria hasta que se hizo de noche y el público ya había abandonado la pista.

El primer ganador de una carrera de ‘primera división’, Wendell Scott –1 de diciembre de 1963 en Jacksonville–, no recibió el trofeo, sino que los promotores nombraron a Buddy Baker como ganador. Sólo en 2021, la familia Baker entregó a la familia Scott, el trofeo de ganador de aquella carrera.


Bubba Wallace

Básicamente, la AFL está pidiendo a la EEOC que investigue a NASCAR por violaciones del Título VII de la Ley de Derechos Civiles, que prohíbe la discriminación por motivos de raza o sexo. A pesar de que NASCAR cambió recientemente el lenguaje de sus programas de diversidad, afirmando que busca personas de “diversos orígenes y experiencias” en lugar de declarar directamente que buscan mujeres y personas de racializadas, la AFL está realmente molesta porque esto podría significar para algunos blancos mediocres. El hombre blanco no puede fracasar en las carreras de coches.

Si la AFL hubiera hecho realmente alguna investigación, sabría que D4D no es exactamente una máquina de propaganda bien engrasada que impulsa a hordas de conductores al nivel más alto de la competencia de NASCAR. Desde la introducción del programa hace casi dos décadas, exactamente tres de los innumerables ganadores del combinado llegaron a la Copa a tiempo completo: Bubba Wallace, Kyle Larson y Daniel Suárez. Un cuarto, Paulie Harraka, compitió en una sola carrera de la Copa en 2013.

Por supuesto, eso no es lo que le interesa a la organización de extrema derecha; después de todo, esta es la misma organización que ha acusado regularmente a entidades como Morgan Stanley, Major League Baseball, McDonald’s y Starbucks de ser también racistas con los hombres blancos, y también cree que los jóvenes están siendo adoctrinados por la “teoría crítica de la raza”.

La extrema derecha cada vez hace cosas más locas y ridículas.

Afroféminas


Deja un comentario