fbpx
miércoles, junio 12

De la oscuridad al reconocimiento: Linda Martell y su renacimiento con ‘Cowboy Carter’ de Beyoncé


El lanzamiento del álbum «Cowboy Carter» de Beyoncé en marzo ha puesto el foco en una figura esencial pero a menudo pasada por alto en la historia de la música country: Linda Martell, la primera estrella negra del country con éxito comercial.

A través de su colaboración con Beyoncé en este álbum, Martell, una pionera de la música country, ha sido redescubierta y celebrada por su contribución al género. Su historia, marcada por el talento, la perseverancia y la lucha contra la discriminación racial, arroja luz sobre los desafíos enfrentados por los artistas negros en la industria musical norteamericana y la importancia de reconocer y honrar su legado.

¿Quién es Linda Martell?

Martell nació en 1941 en Leesville, Carolina del Sur. Su pequeña ciudad estaba en el corazón del sur segregado, donde en ese momento había iglesias separadas para los residentes blancos y negros.

Su padre era aparcero y su madre trabajaba en un matadero de pollos, por lo que Martell comenzó a preparar la cena para ella y sus cuatro hermanos cuando solo tenía 7 años.

Martell encontró su pasión por la música desde una edad temprana, cantando principalmente gospel, y cuando era adolescente formó un trío con su hermana y uno de sus primos, «Linda Martell & the Anglos». Los tres actuaron juntos y grabaron algunas canciones pero sin éxito comercial.

Finalmente, se separaron y Martell llamó la atención del dueño de una tienda de muebles, William «Duke» Rayner, que quería irrumpir en la escena musical. Él la contrató y se asociaron con Shelby Singleton Jr., quien trabajaba en A&R en Mercury Records en Nashville.

Martell comenzó a hacer música country por sugerencia de Singleton, que le gustaba por la narrativa que le permitía contar.

«La música country cuenta una historia «, le dijo a Rolling Stone en una entrevista en 2020. “Cuando eliges una canción y puedes sentirla , eso es lo que me hizo sentir genial con lo que estaba cantando. Hice muchas canciones country y me encantaron todas y cada una de ellas. Porque simplemente cuentan una historia”.



Martell hizo historia en 1970 al convertirse en la primera artista negra en lanzar un álbum de música country, titulado «Color Me Country». Su álbum incluyó éxitos como «Color Him Father», una versión de una canción de The Winstons y «Bad Case of the Blues». Además, Martell se convirtió en la primera mujer negra en actuar en el Grand Ole Opry, un hito significativo en un género que históricamente había sido dominado por artistas blancos.

A pesar de su éxito inicial, Martell se enfrentó a numerosos desafíos debido al racismo y la discriminación en la industria musical. A menudo, se encontraba actuando ante audiencias exclusivamente blancas y soportando burlas racistas mientras estaba de gira. A pesar de estos obstáculos, Martell perseveró y dejó una marca indeleble en la música country.

Décadas más tarde, la nieta de Martell, Marquia Thompson, hizo un documental, ‘Bad Case of the Country Blues‘ , que muestra las luchas y los éxitos de su abuela en la música country entre 1969 y 1975.

“Las minorías, las mujeres y los artistas marginados merecen jugar en igualdad de condiciones en la industria de la música country”, dijo Thompson sobre su abuela. “Mi abuela era una artista valiente que desafió a una industria siguiendo sus pasiones. Las personas que quieran reflejar los deseos de mi abuela sin duda necesitan conocer su historia”.

El resurgimiento con Beyoncé

El álbum «Cowboy Carter» de Beyoncé marca el resurgimiento de Linda Martell en la escena musical. Martell colabora con Beyoncé en dos pistas del álbum: «The Linda Martell Show», una introducción a la canción «Ya Ya», y «Spaghetti», donde reflexiona sobre los géneros musicales y su impacto en la industria.

A través de esta colaboración, Beyoncé rinde homenaje a Martell y reconoce su importancia en la música country. Esta asociación no solo destaca el legado perdurable de Martell, sino que también promueve la inclusión y la diversidad en la industria musical.

Aunque la carrera musical de Martell se vio obstaculizada por el racismo y la discriminación, su impacto en la música country perdura. Su valentía y determinación han allanado el camino para otras. Martell es más que una pionera olvidada; es una fuerza resiliente que puede continuar inspirando a aquellos que buscan hacerse oír en un mundo que a menudo los excluye.


Redacción Afroféminas


Deja un comentario