Nuestra mirada en el cine

Una conversación con Heny Cuesta sobre la importancia de poner frente al lente nuestras historias.

El cine que consumimos es parte del imaginario cultural que participa de la construcción de identidades individuales o colectivas. Lo que vemos en la pantalla puede resultar en conversaciones fundamentales sobre nuestra humanidad. Por mucho tiempo el cine ha estado dominado por la mirada blanca/ the white gaze que se empeña en registrar historias desde una perspectiva reduccionista y hegemónica; eludiendo la multitud de vivencias que hacen parte de la sociedad. En el caso de las negritudes y las experiencias de las mujeres los clichés y estereotipos no se han hecho esperar; el cine ha preservado imágenes anacrónicas de la experiencia de la mujer negra hasta el día de hoy. Lo que vemos en el cine comercial sigue fortaleciendo la idea de la mujer negra como instrumento a través del tokenismo, la sexualización o el exotismo. 

Siendo que las historias cinematográficas son herramientas de poder y de memoria no podemos descartar su relevancia a la hora de fortalecer a nuestras comunidades y nuestras identidades como diáspora africana. Esto lo tiene claro Heny Cuesta de Cali, Colombia. Directora y productora de Cine y Televisión. Heny es la directora de Cimarrón Producciones cuyo objetivo está centrado en crear productos cinematográficos con enfoque étnico y social. Al conversar con ella sobre cine, pudimos entender cuán relevante es la relación que las personas negras tenemos con la representatividad. Ver la polifonía detrás de la experiencia afrodescendiente es esencial para deconstruir estructuras coloniales y migrar a imaginarios que sí correspondan a perspectivas múltiples. Heny afirmó que es necesario enriquecer las producciones cinematográficas, en sus palabras: “demostrar esa diversidad que existe (…) ser una persona negra es ser un universo completo, estamos en todos lados y podemos hacer cualquier cosa.”

En el último proyecto de Cimarrón Producciones, Guardianas, vemos esa multiplicidad que exhorta Heny. Esta producción es una muestra coherente de ese objetivo, pues se concentra en visibilizar distintas vivencias. Guardianas exalta las historias de resiliencia que han tenido que enfrentar las mujeres negras en Colombia a raíz del Covid19, exalta sus roles como defensoras de importantes manifestaciones culturales y sociales en sus comunidades. Guardianas pasa de contarnos lo relevante que es el cuidado de nuestro pelo hasta un diálogo sobre soberanía alimentaria; de manera que en este trabajo es un claro esfuerzo por permitir que las plataformas de medios se utilicen para enaltecer y amplificar voces de personas afro. 

Descentralizar la mirada blanca/ white gaze implica un esfuerzo colectivo de quienes están detrás de las cámaras y de las cinéfilas. Heny exaltó que podemos darle a las representaciones cinematográficas un enfoque que se concentre en la mirada de la negritud entendiendo que..“es un desafío que tenemos como artistas o como ingenieros negros, empezar a trabajar como co-equiperos y esto requiere un diálogo constante.”

Retratar a las negritudes y a las personas racializadas con una óptica justa que no exotice, minimice o ningunee lo que es su vida o su voz es revolucionario; porque nos invita a repensar roles y prejuicios. Nuestra mirada en las distintas disciplinas que acompañan tanto el entretenimiento, como la ciencia o las artes es clave para integrar una visión real de la condición humana. Desprenderse de la unívoca mirada blanca/ white gaze, que sigue siendo una vía en las narrativas cinematográficas, es crucial. Ciertamente, no podemos subestimar el poder de la representatividad en cada aspecto de consumo cultural o educativo que nos atraviese. 


Carolina Rodríguez Mayo

Egresada de Literatura con opción en Filosófia de la Universidad de los Andes. Especialista en Comunicación Multimedia de la Universidad Sergio Arboleda. Colombiana de Bogotá.  Feminista interseccional y defensora de las preguntas como primer paso al conocimiento. Escribir poesía es lo único que me reconforta. Todo lo demás que escribo es una invitación al diálogo. Viajera, fashionista, cinéfila y amante de la buena comida. 


Una respuesta a “Nuestra mirada en el cine”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.