Ya hemos ganado. Principio del fin del blackface de los pajes negros de Alcoy

Ya hemos ganado. Principio del fin del blackface de los pajes negros de Alcoy

Esta tarde se cometerá en Alcoy una nueva iniquidad contra la población negra de este país. Se hará como viene haciéndose desde hace más de 100 años. Pero esta vez será más grave, porque ahora ya saben que nos duele y nos humilla, y lo que nos contestan es que les da igual.

El 5 de diciembre iniciamos esta campaña para que se eliminara el blackface de los pajes negros de Alcoy. Nunca pedimos eliminar la cabalgata, ni siquiera los pajes Simplemente queríamos que la UNESCO no la nombrase Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, y también, intentamos que se cambiara el betún negro y la caricatura de la figura de los pajes por otra menos hiriente hacia la comunidad negra. No tenemos nada en contra de los pajes, siempre que no caricaturicen a los afrodescendientes. Pueden ocultar la identidad de los pajes por otros medios, por ejemplo máscaras, o incluso usar otros colores que no denigren a ninguna etnia.

Como preveíamos la respuesta fue brutal. Hoy en día las redes son un buen lugar de debate, pero a cambio tienes la contrapartida de que te puedes convertir en el blanco de ataques muy duros.

Todo el mundo ha podido ver las barbaridades que se soltaron por las redes de manera masiva. Algunas de nosotras incluso recibimos llamadas amenazantes en nuestro domicilio. Insultos racistas y xenófobos por doquier. Una verdad que sale a la luz sin tapujos ni disimulos. No tienen ninguna intención de cambiar nada, por varias razones, pero quizás la principal es por quien lo pide. La comunidad afrodescendiente no es un agente de importancia para Alcoy y sus vecinos. En eso son iguales que los políticos y mayoría de medios.

Porque esto es lo que ha pasado, hemos rascado un poquito y una careta ha caído. La sociedad que no se considera racista, reacciona de una manera racista cuando se cuestionan sus privilegios.

Mientras llovían los insultos y amenazas desde Alcoy, el Ayuntamiento de la ciudad hacía un comunicado diciendo que el comportamiento de su ciudadanía había sido ejemplar. Ni una mención a los ataques racistas recibidos y que todo el mundo pudo ver en las redes. El único intento que se hizo desde el consistorio desde alguna fuera política fue invitarnos a asistir a la Cabalgata, como si así saldríamos convencidas de que si nos humillan, es bueno para los niños.

Como ya hemos dicho no tenemos en contra de la cabalgata, pero ir a ver un blackface masivo no es plato de gusto para personas negras. Aquí está uno de los síntomas más graves: la incapacidad de ver nuestra humillación, nuestro dolor por vernos representados como meras caricaturas porteadoras. Hay todo un merchandising vinculado a la figura de los pajes negros al que muchos en el pueblo no están dispuestos a renunciar. Fijaos si son incapaces de ver el dolor que provocan, que los pusieron de imagen del cartel anunciador de la Navidad.

En el colmo del espanto, desde Alcoy, pusieron en marcha una campaña de apoyo a los pajes pidiéndole a todo el mundo que colocara la caricatura ofensiva del paje en sus perfiles de Facebook. Miles lo hicieron, demostrando la falta de empatía y el tremendo trabajo que falta por hacer.

Comenzaron las mentiras y excusas. En el fondo muchos saben que es un espectáculo bochornoso y comenzaron a argumentar  que no se representa a negros, que son seres de fantasía. Osea que el rey negro Baltasar (pintado por supuesto) lleva un séquito de cientos de pajes, pero que no son negros, sino seres de fantasía, pero que da la casualidad que se pintan igual que el rey negro. Que complicado ¿no?

Cuando demostramos con datos históricos que se trata de negros y más concretamente esclavos, pusieron a los niños de excusa. No hay nada peor que usar a los niños de parapeto de las meteduras de pata de los mayores. Nos acusaron de acabar con su ilusión, íbamos a acabar con al Navidad. Nunca pensaron en los niños negros, que se ven representados como una caricatura. No nos extraña, para ellos no existen.

Algo pasa en un lugar, en donde los que están en contra de la tradición de los pajes, lo tienen que manifestar a escondidas y pidiendo por favor que no lo hiciéramos público. Que le pasa a una sociedad que hace que parte de sus ciudadanos tengan que esconder sus opiniones por miedo a represalias.

Siguió el esperpento, al que se sumaron los partidos políticos alcoyanos y valencianos. El Ayuntamiento en pleno hizo una moción de apoyo a su cabalgata negando por supuesto cualquier tipo de tacha. No les interesa entrar en el tema. Pero lo peor de la política estaba por llegar.

El PSOE decidió presentar una moción en el Senado para apoyar la cabalgata en la campaña que tienen en marcha para que sea Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Iba a ser en diciembre pero lo pospusieron a enero. Así que en las próximas fechas veremos como todos los grupos de la  cámara alta  le dan un bofetón a los negros de este país, por unanimidad.

La diputada de Podemos Rita Bosaho tuvo que retirar el apoyo explícito a nuestra campaña, borrando incluso un tweet en contra del blackface. Fue desautorizada por su partido. Sentimos los ataques que está recibiendo por parte de la extrema derecha, y queremos entender a nuestra representante en el Congreso, que es además diputada por Alicante. Pero no podemos aceptar, que como han indicado ella y su partido, voten a favor en la moción del Senado, a sabiendas de que hay algo  en esa cabalgata que es un insulto para nuestra comunidad.  Rita es la primera diputada negra de la democracia, y por eso cada gesto suyo es muy importante para los afrodescendientes que viven en este país. Le pedimos lo tenga en cuenta.

Tuvimos que escuchar esta semana en la televisión a la vicepresidenta del gobierno de la Comunidad Valenciana, Mónica Oltra, defendiendo, con toda razón, la inclusión en la cabalgata de Vallecas de la diversidad, contra los ataques carcas y obtusos. Dijo que todos los niños deben verse representados. Mientras, su partido, apoya un acto de blackface masivo en Alcoy.

¿Acaso a Mónica Oltra le parece que los niños negros de Alcoy se verán representados por 400 caras pintadas de betún?

También se nos ha acusado de sembrar el odio. De ser causantes de un repunte del racismo en Alcoy. Que típico que las maltratadas sean culpabilizadas. Decir que nuestra acción provoca el racismo, es como decir que el feminismo es causante de la violencia de género.

Se nos ha hablado de que muchos negros participan de la cabalgata e incluso son pajes. No ha aparecido ninguno.

Aquí un vídeo de una tele local. Como curiosidad mirad la imagen que cuelan cuando nombran Afroféminas  (segundo 00:32 y 00:47) ????????? al final habla el consejal de cultural…del PSOE!!!

A las personas de la comunidad racializada que piensan que este no es un tema importante, queremos decirles que podemos entenderles, pero no compartimos su opinión. Ya no puede haber situaciones «poco importantes».

Todos han podido ver la reacción que ha destapada la simple petición de que los pajes no se pinten de negro. Esto es esencial porque no podemos permitirnos perder más batallas. En el Senado nos dirán dentro de unos días que para ellos no es importante, que nuestras necesidades y reivindicaciones no son interesantes. Alcoy es un síntoma más. No debemos dejar ningún frente.

Para finalizar diremos que hoy se celebrará, con ánimos encendidos y un poco ultras, la cabalgata con sus pajes pintados de betún y enormes labios rojos. Lo harán convencidos de que nos han dado una lección, y que nos mantendremos alejadas de ellos para siempre.

Pero lo que no saben es que solo acabamos de comenzar a ganar. La reacción desproporcionada de cientos de personas lanzando odio, insultos y xenofobia en la red, han visibilizado un problema que se mantenía oculto. Han visibilizado la cuestión.

Ellos comenzaron a acabar con la tradición del «paje negro» desde el primer insulto o comentario xenófobo. Empezaron a alejar la posibilidad de que la UNESCO les reconozca como Patrimonio Inmaterial.

El año que viene volveremos a la batalla para desterrar esta práctica de Alcoy, Ibi o Igualada. Seguimos….

Ya hemos ganado.

Afroféminas 

 

 

 

44 Respuestas a “Ya hemos ganado. Principio del fin del blackface de los pajes negros de Alcoy”

  1. Gracias por informarnos de este tema, no tenia ni idea que en Alcoy como en Holanda (Black Pete) se celebre la llegada del Rey Baltasar y sus pajes …embadurnandose uno de betun, pelucas Afro y labios rojos. Lo mas triste es que a nivel diplomatico los partido politicos mayoritarios esten en favor de esta ‘tradición’.

    1. No llevan nada Afro y nadie se mofa de ellos, al contrario, son los seres a los que más respetan los niños, pues llevan sus regalos.

      Si por lo menos visitarais Alcoy en lugar de seguir la corriente…

      En fin, es pedir mucho. Seguid así Afroféminas. Vais por muy buen camino.