Mi madre era racista. Testimonio

Mi madre era racista. Testimonio

Mi testimonio no es una historia bonita ni feliz, además voy a sacar un tema prácticamente tabú pero que existe más de lo que puedan imaginar. Nunca hablamos de ello por qué está mal visto, sobre todo hablar mal de una madre. He tenido y tengo problemas psicológicos por el maltrato al que fue sometida.

Nací en España.  Mi madre era blanca española y mi padre negro africano. Vine al mundo en en el año 1980 en una pequeña ciudad donde no había casi nadie negro. En ciudad nadie solo otra famila y nosotros.

Mi padre nos abandonó cuando yo tenía 3 años. En ese momento empezó mi infierno,
Mi madre quedó herida y humillada pues en aquella época había arriesgado mucho por estar con un hombre negro y ahora encima con una hija negra.

Toda su frustración la pago con la gente negra. Mi madre odiaba a toda persona negra. Imaginaos yo también era mitad negra, su hija!!

Ella me odiaba. Me maltrataba psicológicamente con su racismo. Me decía cosas como: “pareces un mono”, “cuando seas mayor vas a ser puta, como todas los mulatas” y cosas por el estilo. Ese era mi día a día en casa.

Pero cuando salía del “hogar familiar” la cosa no mejoraba. También tenía que aguantar insultos en el colegio o en el parque por mi color, nariz y pelo.

La familia de mi madre tampoco aceptaba la relación que habían tenido mis padres. Ellos también me despreciaban. Mis tíos, primos, etc  me despreciaron toda la vida. Jamás una buena palabra, todo lo contrario. Incluso le preguntaban a mi madre en mi presencia que porque cuando estaba embarazada de mi no aborto.

Así fue mi vida de niña y adolescente, un infierno.

Todo esto me hizo tener fobia social.  Aún hoy, con 37 años, sigo con ello y no puedo casi relacionarme ni hablar con la gente. Me da ansiedad con muchas personas, aunque no con todas.

Al cumplir 18 años me fui de casa. Cogí dinero a mi madre y cogí un billete de avión a Inglaterra. No sabía hablar inglés casi y además me fui si ningún plan.

Al llegar allí me empezó a dar más ansiedad por mi fobia social, pues tenía que hacer algo y buscar dónde dormir. Al principio pagué un hotel barato, pero tenía que buscar habitación y un padrón.

No sabía por donde empezar, además no sabía hablar casi inglés y me daban miedo los ingleses tan blancos, tan serios y yo con mi fobia.

Entonces descubrí que había barrios de personas negras (algo que jamás había visto en España, pues me he criado sin ver a gente negra) allí note que no me miraban, eran como yo, me hacía sentir bien eso.

Entonces decidí entrar en una tienda africana a preguntar por una habitación con padrón. Entre y pregunté como pude con un poco de inglés y español. Aquel mismo día se quedaba una habitación vacía.  Aquel día quizás sea el mejor de mi vida,  ya que el hombre que era dueño del piso es el que hoy es mi marido.

Llevamos 16 años casados y tenemos 4 hijos. El es africano. Ha cambiado mi vida pues llegue a un país casi sin dinero, si hablar el idioma, y además, con baja autoestima y con problemas psicológicos y el me ayudó a salir de eso.

El día que me casé pensé en mi madre y en que pensaría si me viera casada con un hombre negro, como mi padre.

Yo he tenido una buena vida, pero siempre arrastró mis fobias.

Decidí buscar un psicólogo y lo encontré, uno de origen africano. Le conté mis fobias y le dije que con personas negras o asiáticas no sentía ansiedad, solo era con personas blancas. Todo causado por el maltrato psicológico de mi infancia por mi madre, familia y niños de mi ciudad y colegio.El me dijo que para cerrar heridas debía volver y enfrentarme a ello.

Así lo hice. Viajé a España casi 20 años después de haberme ido.

Cuando llegué lo que más me sorprendió es ver gente negra. Cuando yo me había ido no había personas negras. Nada fue bien en el viaje, pues mi madre nos recibió, pero no había cambiado.  Nos humilló a mí y a mi familia todo el tiempo con las frases racistas de siempre.  Además tampoco me gustó la manera en que nos trataron en el aeropuerto.

Estuvimos 3 semanas en España y alquilamos un coche como los que usamos en UK pero en España nos paraba la policía y no se creían que era alquilado. Incluso una de las veces que nos pararon nos llevaron a comisaría para confirmar si en coche era alquilado o robado .

Que tristeza.  Casi 30 años sin pisar España ni ver a mi madre, y todo sale mal. Nada a cambiado, todo sigue igual.  Lo único distinto es que hay más gente negra y niños como yo. Lo más triste es que mi madre que tuvo pareja negra, hija negra, yerno y nietos negros siga siendo extremadamente racista.

No todas las personas blancas con pareja negra no son racistas. Hay racistas, porque el racismo a veces está impreso en las personas.

Ahora vivo feliz, cerré heridas familiares.  Mi madre morirá odiando pero yo he formado mi familia y además negra. Solo me preocupa educar a mis hijos con autoestima y orgullosos de ser negros

Yo soy feliz, aunque aún me cuesta relacionarme con personas blancas, sigo luchando.
Las parejas mixtas son algo serio, no es una moda, ni tampoco terminará con el racismo. Solo pido a todo hombre y mujer, blancos y negros, que antes de tener un hijo mestizo piensen en lo duro que es serlo en un mundo racista, donde ni eres negro, ni blanco, ni europeo, ni africano.

No somos una moda,  ni objetos de belleza que desean blancos y negros. Somos seres humanos. No paro de ver fotos de parejas mixtas con frases “di no al racismo”, pero eso no hace que terminé el racismo. Primero luchar por una sociedad no racista.

Un hijo negro hay que armarlo y tener cuidado con lo que se dice. Si no estás preparado para tenerlo, no lo tengas .

 

Anonimo

La redactora de este testimonio a preferido no revelar su identidad ya que su historia afecta a terceras personas.

12 comentarios

  1. Es duro todo lo que has pasado. Como puedes ver a pesar de todo el tiempo que ha pasado, en España no han cambiado mucho las cosas . No hay interés de hacerlo. Las parejas mixtas, no van a cambiar el racismo..eso es un proceso largo que lleva un cambio intrínseco profundo. Sin embargo , en mi opinión las parejas mixtas contribuyen a que este país se enfrente a su realidad: en España hay personas negras …las hay en todos los ámbitos sociales. Eres una chica bendecida…Sólo piensa que Dios sacó de tú camino a una persona tan malvada como tú madre. Madre que no quiere a su propio hijo, salido de sus entrañas…es peor que un animal. Orgullosa siempre. Saludos

  2. Feliz de que hayas rehecho tu vida con el coraje de enfrentarte a tus miedos. Eres una campeona y un ejemplo a seguir: las personas tóxicas, aunque sean familia, han de estar bien lejos.

    • Muy de acuerdo contigo. A veces porque son familia aguantamos mucho mas y no debería ser asi, las personas a las que mas queremos son las que nos pueden hacer mas daño.

  3. Tu testimonio me ha hecho llorar, sólo puedo imaginar por lo que has pasado. Yo, como mujer negra tambien he vivido el racismo pero no de mi propia madre. Me alegra que hayas encontrado esa validacion social que tanto necesitabas y que ahora puedas transmitir a tus hijos la importancia de sentirse orgullosos con lo que uno es. Yo tambien emigré al Reino Unido hace dieciseis años de España y la verdad es que no he vuelto a mirar atras. Me alegra que tu historia tiene una final feliz. Te deseo todo lo mejor.

  4. Muy fuerte tu testimonio. Eres muy valiente. Siento muchisimo que hayas tenido que pasar por todo. Ya que sentirse bien en casa, segura es el principio para tener una infancia feliz y superar el día a día. Estoy de acuerdo en que si estas en una relación mixta debes estas preparado y pensarselo muy bien antes de tener hijos. Porque una madre tiene una gran responsabilidad en el desarrollo de un hijo.
    Me entristece la experiencia que tuviste cuando volviste a España 20 años después. Cuando leo comentarios así me avergüenzo profundamente de mi pais. Aunque afortunadamente no todo el mundo es racista aqui ni mucho menos. Yo tambien me crie en un pequeño pueblo hace más de 30 años siendo la unica familia negra en todo el municipio y mi experiencia ha sido totalmente diferente.Te deso que la vida te trate bien y mucha sabiduría para que puedas criar a tus hijos sin odio en su corazón.

  5. Quería hacer una puntualización después de reflexionar con más tiempo.

    Creo que tu madre se sintió muy herida con el abandono de tu padre y seguro que tuvo que aguantar muchos “ya te lo dije” por juntarse con un hombre negro; así que toda su ira, frustración, miedos… se volvió (muy injustamente) contra quien le recordaba cada día y constantemente a él: su hija (tú).

    Y sin ayuda psicológica ni apoyos ese sufrimiento vuelto ira se fue enquistando y ya mucho más difícil de superar, de hecho no lo ha conseguido.

    Pero tú eres una campeona por haberte enfrentado a ella y a tus miedos. Mucho más valiente de lo que ha sido y es ella.

  6. vivo algo muy similar con la familia del padre de mi hija que es epañol. no quieren a mi hija ni la aceptan por ser hija de una negra. no os voy a contar toda la historia, pero aun en estos tiempos aun hay gente racista en españa.

  7. Comienza esa historia en mi vida y sere sincera tengo miedo
    Mi país es muy racista no quiero que mi bebe al nacer sufra discriminación
    De pequeñita le explicaremos que el exterior es un envase que mamá y papá se aman y no nos importo el color de piel,
    Aun así me da miedo por las demás personas que son crueles

  8. Reblogueó esto en mapuceetmoihotmaily comentado:
    “Un hijo negro hay que armarlo y tener cuidado con lo que se dice”…
    A un hijo negro blanco o como benditamente sea. Hay q educar en valores reforzar su autoestima y hacerles sentir q están protegidos.
    Eso es todo.
    Entiendo tu frustración y no imagino por lo q pasaste . Admiro tu forma de haber enfrentado tu trauma.
    Mi.mas sincera enhorabuena .

  9. Vengo un poco tarde. Mi caso es parecido. Soy mexicana, mi madre es de raza blanca, mi padre moreno. La madre de mi abuela es de raza negra, pero mi madre salió a su padre, blanco. Yo sali morena como mi abuela. Y mi hermano mayor blanco, igual que mi madre. Me sucedio igual, mi padre nos abandonó. Como todo niño, amaba muchisimo a mi madre, pero ella nunca me amó. Incluso me puso de nombre “Belén” por una niña de una pelicula mexicana. Esa niña era morena y su madre blanca la despreciaba. Nunca relacioné mi ansiedad social con el racismo que recibi de mi hermano y de mi madre. Vivo tratando de salir de eso, tuve años muy dificiles. Tengo 23 años años ahora. Aveces lastimo mi cuerpo, aveces olvido lo mucho que me odio. Aveces olvido la raiz de todos mis problemas de autoestima. Mi madre ha cambiado mucho, sin embargo, aun hay veces que no deja de recalcarme mis defectos y lo morena que soy. Espero terminar pronto la universidad para hacer lo mismo. Alejarme de las personas toxicas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.